PARA LAS ELECCIONES DEL 2018 EN MÉXICO

Grupos de Participación Ciudadana, al servicio del Pueblo de México.

El objetivo de cada grupo es aportar ideas y encontrar los caminos de participación ciudadana para lograr hacer efectivo el poder del Pueblo que establece el artículo 39 constitucional. Una vez definidos los procesos, se convocará a la formación de los grupos en todos los Estados de la República, incluyendo a la Ciudad de México, para la acción conjunta de grupos y ciudadanos que decidan sumar acciones concretas al servicio y orientación del Pueblo de México.

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS:

USURPACIÓN AL PUEBLO DE MÉXICO

Nuestra Constitución política de 1917 establece que: “La soberanía nacional reside esencial y originariamente en el pueblo”… “Todo poder público dimana del pueblo y se instituye para beneficio de éste”. Por lo tanto, el Pueblo lo ejercerá por medio del voto democrático para elegir a un gobierno que lo sirva y se encargue por tiempo limitado, de ejercer la autoridad a su nombre: con el fin de impartir justicia, lograr el bienestar de todos, salvaguardar el patrimonio de la nación, establecer el orden público y lograr la seguridad de los ciudadanos en sus personas y en sus pertenencias.

En México, “el poder del Pueblo”; por casi 100 años ha sido ficticio, de hecho el poder lo ha ejercido el gobierno en forma arbitraria, y en contra la soberanía popular. El poder lo tomó un grupo con el pretexto de la revolución y desde entonces ha sometido a quienes debería servir: al pueblo de México, a la explotación y el saqueo en forma impune y sin rendir, realmente, cuentas. Para esto ha establecido al sistema político mexicano (SPM). Este sistema lo fueron formando con astucia los autodenominados revolucionarios. Desde el primer cuarto del siglo XX, se estructuró, y consolidó a mediados de ese mismo siglo, a través del partido revolucionario institucional, PRI; con “reglas no escritas”, orientadas a conservar la hegemonía política y el poder; para beneficio de sus dirigentes y de la oligarquía de siempre. A la que ellos sirven y han ido engrosando durante el tiempo, sin permitir la alternancia política y sin importar utilizar medios faltos de ética, ni el costo social, político y económico para el país. Esta acción depredadora ha tenido como resultante: a una de las desigualdades sociales más grandes en el mundo y a la migración masiva, hacia los EU, de millones de mexicanos, sin esperanza. Sólo han permitido el desarrollo de una relativa pequeña clase media, a la que sus altos dirigentes pertenecen y a la que embaucan, y tienen como muestra justificante, porque “hay que guardar las apariencias”. el gobierno en el México del siglo XXI, actúa como la delincuencia organizada y dados los hechos, se le debería tipificar como tal.

En 1988, el PRI contó con el respaldo del PAN, el principal partido opositor, para validar el fraude electoral que llevó a la presidencia a Carlos Salinas de Gortari. Esta “oposición”, al llegar al poder federal en el año 2000, lo primero que hizo fue adoptar al SPM, que decía combatir. Para utilizarlo en su beneficio personal, con acciones grotescas, mediante la enorme corrupción en sus dos gobiernos federales: en esta forma traicionaron al Pueblo de México. Sólo en la elección del 2000 pudo el Pueblo ejercer su poder; al votar con la libertad y la seguridad que le dieron las reformas de Zedillo y su voluntad política en busca del “cambio” después de tantos fraudes electorales continuos. Por primera vez se dio la alternancia en el poder. ¡Que para nada sirvió!. Y en el segundo caso, el PAN, ayudado por el PRI, en los hechos, llegó mediante el SPM y su instrumento: “el fraude electoral”, a preparar el terreno para el regreso del mismo PRI. Ese, mismo, al que se habían comprometido a “sacar de los Pinos”.

Los dos jefes de gobierno; del PAN, al verse incapaces para operar la enorme y compleja burocracia federal y siguiendo el ejemplo del primero de ellos, (FOX), (quien pretendía dejar en la presidencia a su pareja), se asociaron con lo peor del PRI y le dieron continuidad a las más viles gentes y prácticas del SPM, dejando constancia de que su interés no era servir a México. Continuaron con el fraude electoral para lo cual compraron a los magistrados y funcionarios electorales pagándoles sueldos desproporcionados (a manera de cohecho legalizado) y también decidieron pagar en forma esplendida y con el mismo propósito, a los partidos políticos, a los diputados, a los senadores y a los funcionarios de alto nivel. Por los trabajadores no se preocuparon, porque nunca les han importado y de acuerdo al SPM “esos no presentan problema, sus líderes los controlan”. Esta es la razón por la que México cuenta con uno de los salarios mínimos más bajos del mundo y casi la mitad de su población está en la pobreza. Sus errores, la falta de experiencia y de autoridad moral, no les posibilitaron tener continuidad y tuvieron que permitir el regreso de un “nuevo” PRI; que dispone del patrimonio nacional como si fuera propio y que ha resultado más burdo y cínico para la corrupción (y ¿porque no?, si la oposición había hecho lo mismo que ellos y asociados con ellos). Y ahora, con el PRI, otra vez en el gobierno, ligado con la delincuencia organizada, el lavado de dinero, y la codicia como principal motivación. La usurpación del poder al pueblo de México, ¡continúa en forma alarmante!

¿Hasta cuándo?

¿Cómo puede el Pueblo volver a ejercer su poder?

Alternativas:

1.- Mediante el voto electoral y las previsiones para que éste cuente. Si algún poder puede tener todavía el Pueblo de México, este es el poder del voto; ¡ejerzámoslo!

2.- La participación conjunta y coordinada de los grupos de participación ciudadana, de todos los estratos sociales, en toda la República: será para hacer conciencia del problema, sumar el mayor numero de activistas para exigirles a los diferentes candidatos a los puestos de elección Federal, (sin antecedentes de corrupción), como condición indispensable para considerar la posibilidad de votar por ellos: cumplir en forma indeclinable con lo siguiente:

a.- La presentación oportuna de la declaración completa de sus bienes, incluyendo a familiares directos como conyugue e hijos. Aclarando y comprobando la procedencia legal de cada bien.

b.- Presentar proposición concreta y completa de cuál será su actuación como funcionario y cual el beneficio para el país. Y

c.- El compromiso expreso con las “Acciones mínimas esperadas” por los grupos de participación, señaladas en este documento.

3.- Lograr la participación decidida de los jóvenes, mediante el diseño de comunicados para hacerlos conscientes de la realidad que vive nuestro país: sin una filosofía que lo inspire y lo motive a salir adelante con creatividad e imaginación; con una enorme desigualdad social; la mitad de la población en la pobreza, un gobierno que por décadas ha usurpado el poder y lo explota día con día. Y hacer esto: en las universidades, en las fábricas, en los barrios y en el campo, a través de las redes que establezcan los mismos grupos, para invitar a la participación ciudadana a sumarse a la acción de los grupos, para someter al “análisis crítico” a cada candidato y a cada una de sus propuestas. Para tener plena conciencia de su propia situación y su responsabilidad como ciudadanos para sacar adelante al país.

4.- Convocar a todos al boicot; mediante las redes sociales, en contra de: intereses, entidades, personas y organizaciones que en materia electoral han usurpado el poder del Pueblo; o que apoyan a los usurpadores; contra los medios de comunicación ligados al poder; contra los periodistas vendidos y contra las compañías encuestadoras pagadas por el SPM.

5.- La utilización sistemática y constante de las redes sociales con el objeto de motivar, animar y convocar a no dejar de asistir el día de las elecciones para ejercer el voto y actuar en forma activa como observadores electorales, para ayudar a que la elección sea libre*. Y para denunciar cualquier irregularidad electoral.

6.- La denuncia pública a través de las redes sociales y otros medios: en contra de partidos políticos, diputados, senadores, miembros del ejecutivo, magistrados judiciales y electorales, de toda persona o entidad pública o privada que actúe en contra del interés del Pueblo de México, al pretender pervertir el proceso democrático para poder expresar con libertad, la voluntad de los mexicanos.

7.- El conocimiento y la denuncia del sistema político mexicano (SPM), exhibiéndolo con sus “reglas no escritas”, que tanto han perjudicado al pueblo de México. (Anexo 1 adjunto)

Diferentes formas de actuación:

Las acciones estarán orientadas a todos los mexicanos con especial atención a los jóvenes en general, haciendo énfasis en las mujeres. Para que todos cobren plena conciencia de la importancia de su participación, como factores claves, positivos y determinantes para el México del futuro. Todos los ciudadanos tenemos el derecho y el deber de involucrarnos en la política, tanto en las elecciones, como en la forma en que nuestros funcionarios cumplen con su mandato.

Denunciar, ante las instancias internacionales; a funcionarios e instituciones u organizaciones, que demuestren en los hechos la intención de afectar al poder del Pueblo, al evitar elecciones libres.

Convocar a la unidad nacional de los ciudadanos, en contra del fraude electoral, haciéndolo en forma oportuna y preventiva.

Difundir y promover el uso del “análisis crítico” (Anexo 2) e impartir su capacitación, para que sea ejercido por el mayor número de ciudadanos con el fin de que puedan contar con información real.

Promover la participación local, regional y nacional, mediante acciones coordinadas de los grupos en toda la República.

Exponer y denunciar (en forma jurídica), en su caso, ante la Comisión Internacional de Derechos Humanos de la OEA, (CIDH), ante la ONU y ante la Prensa internacional; la injusta situación que vive la mayoría del Pueblo de México y la ilegal actuación de su gobierno por acción y por omisión, que afectan negativamente, entre muchos otros, el derecho humano a tener elecciones libres. Lo que va contra los Tratados Internacionales, que para el caso de México son equivalentes a normas vigentes de su Constitución política.

Acciones mínimas esperadas del nuevo gobierno federal; para servir al Pueblo de México:

Todos los candidatos que pretendan el voto, además de cumplir con todo lo anterior deberán comprometerse con lo siguiente:

A convocar a un Congreso Constituyente para la Reforma del Estado y una nueva Constitución política.

Cero tolerancia a la corrupción y a la impunidad.

Garantizar la libertad de las redes sociales.

Adoptar frente a los EU. una posición de dignidad e independencia.

Revisar la integración del Consejo de la Judicatura y continuar con la Reforma Judicial que inició Zedillo.

Reconsiderar la integración y función de los magistrados del TEPJF y del INE, para su cambio inmediato y ajustar en forma equitativa las percepciones económicas para los nuevos magistrados.

La elaboración de un verdadero “Plan Nacional de Desarrollo”, en donde se establezca la “planeación estratégica del desarrollo sustentable”, medible no solo por el PIB sino principalmente por el incremento en la calidad de vida para todos, y la mejor distribución del ingreso real per capita. El plan deberá utilizar al máximo el potencial existente de México, en todos los órdenes, con acciones a corto, mediano y largo plazo, para equilibrar los asentamientos humanos en el territorio nacional, evitando seguir saturando a las metrópolis existentes, mediante la prohibición de su crecimiento industrial. El Plan deberá ser revisado cada 5 años.

Cambio del modelo de desarrollo que se ha seguido impuesto por el SPM, caracterizado por el llamado “neoliberalismo” con desprecio del desarrollo social. El cual ha tenido desastrosas consecuencias para la economía popular. Y substituirlo por un nuevo modelo que convine lo mejor del capitalismo con lo mejor del socialismo, a fin de obtener un verdadero desarrollo sustentable benéfico para todos.

Promover iniciativas de ley para:

Establecer un programa de austeridad pública estricta. Hasta en tanto no se corrija en forma radical, la desigualdad social existente.

Eliminar la contribución económica del gobierno a los partidos políticos y prohibir las aportaciones del sector privado.

La eliminación de senadores plurinominales y la reducción del número actual de senadores a uno por Estado.

La eliminación de diputados plurinominales y la reducción del número actual a un diputado por cada 500,000 habitantes.

La eliminación del “fuero” para cualquier funcionario de gobierno.

Revisar las percepciones económicas de los funcionarios. Fijar el salario mínimo en lo que realmente se paga por la mayoría de las empresas serias y programar un incremento gradual al salario mínimo, para llevarlo en 5 años, hacia arriba de la media mundial.

Eliminación de las altas prestaciones y bonos a los funcionarios.

El establecimiento del Plebiscito y el Refrendo.

La capacitación y el financiamiento a bajo costo para la gente de bajos ingresos, ayudándolos a superarse por ellos mismos. Y evitando los programas asistenciales clientelistas.

Establecer políticas públicas para enfrentar el cambio climático.

En substitución de la Secretaria de la FP. Crear una Oficina de Control Administrativo, autónoma e independiente, que intervenga en la autorización previa de los presupuestos y vigile su ejercicio. Apoyada con una fiscalía especial. (Lo mismo en los estados)

La eliminación del cabildeo no institucional[1] en el Congreso de la Unión, prohibiéndose y castigándose en forma penal.

La estricta autonomía e independencia efectiva del Banco de México y de su gobernador.

Independencia y autonomía de la Procuraduría general de la República y la obligación para lo mismo en los estados.

Derecho a la educación gratuita hasta nivel de preparatoria.

Establecer el derecho a la salud y a la atención medica, como derecho ciudadano. Desde que se nace hasta que se muere.

Establecer la Segunda Vuelta Electoral hasta lograr 50% + 1

La revisión exhaustiva de las reformas energética, educativa y de comunicaciones, en función del interés y la realidad nacional.

Para garantizar la rendición de cuentas, la restructuración del IFAI para que la información se de con oportunidad y claridad.

El establecimiento de las autonomías para los grupos indígenas.

Evaluación de la necesidad real del ejército y la marina, con enfoque en la calidad Vs la cantidad.

Adecuación del sindicalismo a su función lógica, para dar libertad a los obreros, a los campesinos, a los maestros y en general al trabajo

El establecimiento obligatorio de “políticas públicas”, claras y concretas, para cada dependencia del ejecutivo.

Garantizar, plenamente la libertad de prensa y de expresión.

Integración de cada grupo

Se pretende la permanencia de estos grupos aun después de las elecciones, a manera de “esquema de participación ciudadana” para vigilar el desempeño de los nuevos funcionarios electos por el Pueblo y la realización de las “acciones mínimas esperadas del nuevo gobierno” que garanticen el cambio necesario para beneficio del pueblo de México. Y para denunciar y dar seguimiento a las evidencias por fraudes electorales. Esto será durante el tiempo que sea necesario. Por lo tanto los diferentes grupos en toda la República podrán tener el carácter de permanente después de las elecciones, para realizar acciones conjuntas, sin embargo cada grupo será autónomo y auto suficiente. Podrán haber tantos grupos como sean necesarios, con el compromiso moral de la acción solidaria con el resto, para servir al Pueblo de México.

Cada grupo estará integrado por ciudadanos mexicanos en lo personal, sin compromisos con ningún partido político o grupos políticos o religiosos. Con el único compromiso de actuar al servicio del Pueblo de México, con el fin de devolverle el poder. Para que tenga “en todo tiempo el inalienable derecho de alterar o modificar la forma de su gobierno”.

#elPuebloalPoder

jueves 19 de enero de 2017

* Será necesario el reclutamiento y capacitación de voluntarios.

[1] El cabildeo institucional será permitido sólo para aclarar detalles en acciones benéficas para el pueblo y nunca pagando por ello como lo hacen las corporaciones.

Todos los ciudadanos que amen a México y que estén dispuestos a participar par mejorar las actuales condiciones que vive el país, pueden formar un grupo de estos y desde aqui los apoyaremos.

Print Friendly, PDF & Email

2 pensamientos en “PARA LAS ELECCIONES DEL 2018 EN MÉXICO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *